StatCounter

lunes, 26 de abril de 2010

“PIERROT” de Jean-Antoine Watteau


Inmóviles las aguas en la represa del disfraz,



el intento de máscara, apenas un esbozo,



pasan tus derrumbes ajenos a las risas,



ante un inconmovible territorio de muralla.







Y quisieras liberar tu lenguaje de sombras,



que el satín deshilachara los nudos de tu mal,



pero nada cabe en tu condena de escenario,



ni dejan las luces una ranura de clemencia.







Cuando guardes en el cajón los artificios,



volverás a tus diálogos de fiebre con las sábanas,



al garabato cruel que ya no lucha por su cielo,



esperarás paciente la sentencia de esa palidez,



el silencio final de los silencios.

13 comentarios:

Jesslo dijo...

Que fuerza tienen esas letra amiga. Por supuesto, llega un momento, si es que la vida nos da esa oportunidad de estar consciente de ello, de que ya no importan las apariencias, ni los sueños, ni los anhelos y confrontados con la realidad de la inminente partida, nos asumimos, sin más. Con estas letras recordé la triste agonía de mi abuelita que luego de tomar las riendas de su propia muerte dijo ya no más a los médicos, remedios y pidió a sus hijos que no insistieran en atarla más a una vida que sólo pedía dejarla. No sólo fueron días muy triste, sino también muy enriquecedores espiritualmente, pues ella tuvo tiempo de decir, todo lo que debía, para luego irse muy dignamente... en el silencio final de los silencios. Un abrazo.

reltih dijo...

muy profundo escrito, un deceso inmaculable!! me encantaron tus letras muy maduras y certeras.
te dejo abrazos
http://www.youtube.com/watch?v=i1xnVDiV9xE

Buscas Libros.com dijo...

Hola, perdón por escribirte por este medio, somos una red de librerías de usados www.buscaslibros.com y estamos recopilando información sobre blogs literarios para publicarlos en nuestra página. Ya hemos registrado tu blog para compartirlo con nuestros usuarios dentro de poco. Saludos y si buscas libros agotados, raros, etc, te esperamos por allá!

El Drac dijo...

Realmente las enfermedades que atacan a un ser humano no sólo lo postra a él sino a todos sus familiares cercanos, lo has plasmado muy bien. Un abrazo

Óscar dijo...

Muchos de tus poemas, si no todos, tienen una pátina existencialista, como un grito lanzado a un Dios sordo. El silencio es una de las palabras que más nos hacen hablar. Tu poesía tiene mucho de pictórica. Me gusta Watteau.

Un abrazo, Clara.

Pedro F. Báez dijo...

"... el silencio final de los silencios." Devastador. Desolador. Acrisolado y frontalmente lacerante. Me desangré en el camerino, una vez terminada la función y cerradas las cortinas por vez última. Con mi propia sangre lavé "los artificios" del maquillaje, de mi máscara guerrera; y así, pálido, reducido y viejo, con esa "palidez" cada vez más acentuada por las sombras y más ajada por la inclemencia del instante, me disuelvo en la soledad, paulatina y triste, donde el eco del penúltimo aplauso reverbera en claroscuros 'al final de todos los silencios'. Impecable. Te abrazo.

Isabel dijo...

Es curioso que la figura de un payaso, encierre tanta soledad, será que todos en algún momento somos o nos sentimos pierrot y necesitamos que alguien tire de esa hebra que deshilache los nudos que asfixian el corazón.

pero nada cabe en tu condena de escenario,
ni dejan las luces una ranura de clemencia.

Demoledor, Clara, un placer venir a tu espacio.

La abuela frescotona dijo...

Los payasos, siempre me causaron temor, y tristeza, no se por que.
Este escrito representa, ahora lo descubro, cosas que yo siento de estos personajes, torturados por su destino tragicómico, de ser detrás de una mascara, ocultar su identidad, y sin la máscara, tampoco es nadie.
Es algo así como una ilusión viviente. El silencio final, se le representa como la última opción de Ser . Un abrazo querida amiga

José Antonio Fernández dijo...

Siempre disfruto con la lectura.
Un abrazo.

azul dijo...

¡Es una belleza el poema pero tan triste, Clara! Y miro la foto de tu perfil y te veo tan viva, tan real, tan pizpireta y niña traviesa que aunque sólo estés describiendo a un personaje, me apena algo por si hay en él algún reflejo tuyo... Un abrazo travieso y divertido que ahuyente algo de la soledad

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

Ese "silencio final de los silencios" es un final del fin, de todos los fines, del fin de uno... del fin de quien lee y se identifica con tu poema

Tienes en éste una sentencia... que ominosa persigue a su víctima

Un saludo poético desde este Medellín, hoy lluvioso

Marcos Alonso dijo...

Hermoso y triste poema, contundente y lapidario como si de una condena se tratara, casi una maldición.

Enhorabuena

Marisol dijo...

Resulta que tu poesía me invita a la reflexión, que escribes desde el sentimiento pero reflexivamente, es imposible tratar de comprenderte sin filosofar.
Tus metáforas van más allá de una simple imagen y se distancian mucho del facilismo.
¿cuántas veces nos preguntamos lo que pasa detrás del disfraz de payaso? ¿cuántas veces nos toca hacer de payasos a nosotros? La vida es una función eterna.
'el intento de máscara, apenas un esbozo'

Mi admiración.