StatCounter

sábado, 20 de agosto de 2011

Y SI UN HOMBRE Y UNA MUJER...


Una mujer flota sobre los alfabetos,
se levanta cada mañana
a regar los cultivos de azafrán
y a templar el cobre en las campanas.

Un hombre deambula entre los arados,
rebusca arañas en los nidos
para intercambiarles los anzuelos
y se sienta a amansar las piedras.

Una mujer puede ser transparente
o de color fucsia,
se hace amiga de las seis de la tarde,
del lado invisible de las flores
y tiene un cuartito amarillo
donde guarda eclipses parciales de sol.

Un hombre está ligado al plomo,
colecciona mapas
y medallas de tamaño grande,
tiene un salón de espejos con fantasmas
y un librito de preguntas y respuestas.

Pero,
si un hombre y una mujer se hallan,
recomienzan las semillas
y sobre puentes  inestables
brotan  árboles que en cada estación
cambian de fruto.

Y nadie sabe a ciencia cierta
cómo es ese mundo.
Nadie.

5 comentarios:

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Hola, Clara:

Las mujeres, los hombres, la vida, sus labores y los grandes amores.

Un abrazo.

RELTIH dijo...

PARALELOS QUE CREAN MUNDOS!!! HERMOSO PLANTEAMIENTO.
BESOS

José Antonio Fernández dijo...

Muy filosófico ¿no?. Esa es la vida, la unión de dos seres distintos pero que están obligados a atraerse.
Un gran abrazo!

Andrés dijo...

Amiga, un bello y reflexivo poema sobre el hombre y la mujer, su misterio y trascedentalidad. De su unidad y diversidad se perpetúa y enriquece la especie. Un logro. Un abrazo desde Canarias.

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

Volví a leerlo con calma...
y tiene esos trozos del alma de dos
que se aman, que se aman


Un saludo y un abrazo de admiración